La nueva revelación de Daniel Coronell que puso a temblar a Álvaro Uribe Vélez

El destacado periodista dio a conocer detalles inéditos de procesos en contra del expresidente en su última columna en la Revista Cambio.

Daniel Coronell informó que este lunes 10 de octubre se reanudan las audiencias del proceso contra el líder del Centro Democrático por su presunta participación en los delitos de soborno de testigos y fraude procesal. 

Sin embargo, también expuso que “el nuevo fiscal asignado volverá a pedir que se precluya la investigación a favor de Uribe“.

Le puede interesar: Periodista Paola Herrera se emberracó con colegas que mienten sobre la tributaria de Petro

Le puede interesar: ¡Sin temor! Ariel Ávila no tuvo compasión y prometió sacarle los ‘trapitos al sol’ a María Andrea Nieto

“No hay que sorprenderse. Los antecedentes de ese funcionario muestran claramente que es un áulico del poder, que tiene dormida una investigación muy grave contra Uribe y que sus jefes tienen tanta confianza en su sumisión que le asignaron la investigación penal contra la esposa del fiscal para que discretamente la archive cuando no nos demos cuenta“, indicó el periodista.

Posteriormente Coronell señala que este fiscal se llama Javier Fernando Cárdenas Pérez “y en su gaveta está un expediente trasladado de la Corte Suprema de Justicia que investigaba al señor expresidente por los delitos de concierto para delinquir, homicidio agravado, secuestro y desplazamiento forzado. Una serie de crímenes que hacen que el proceso que hoy afronta parezca un juego de niños“.

Pero uno de los datos que más llama la atención, responde a que este mismo fiscal ha intentado engavetar los casos por los que se pide investigar a Álvaro Uribe y que tienen que ver con su presunta responsabilidad en cuatro masacres paramilitares sucedidas en Antioquia en 1996 y 1997. 

“Las dos primeras en San Roque dejaron 11 muertos, la mayoría de ellos mineros, una de las víctimas era una monja; las matanzas fueron efectuadas por el Bloque Metro de las Autodefensas que se habría creado en la Hacienda Guacharacas, que fue propiedad de la familia Uribe“, escribe Coronell.

“La tercera masacre tuvo lugar en La Granja, un corregimiento de Ituango. En esa ocasión mataron a cinco personas, antes de ejecutarlas las torturaron delante de sus familiares“, puntualizó.

Al Punto recomienda leer la columna completa:

Aquí algunos comentarios sobre el texto de usuarios en Twitter:

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

También te puede interesar

Éste sitio web usa cookies, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de cookies